El discernimiento para el Sínodo está abierto al Espiritu Santo


El noveno Sínodo General de la Arquidiócesis de Nueva Orleáns, se ha ido a todo vapor. ¿Puede darnos una actualización sobre lo que está ocurriendo, y hacia dónde vamos?

Quiero expresar primero, mi profunda gratitud a todos los involucrados en el proceso de discernimiento. Como recordarán, comenzamos el sínodo en abril del año pasado, con la intención de discernir la visión y las prioridades de Dios para nuestra iglesia local, para los próximos tres a cinco años. Estamos tratando con oración, con la guía del Espíritu Santo, para discernir las prioridades de Dios. Las prioridades serán anunciadas el domingo de Pentecostés, el 24 de mayo, en una Misa en la Catedral de San Luis.
 
¿Qué ha ocurrido hasta ahora?
Una cantidad increíble de acontecimientos. Como la mayoría de la gente ya sabe, más de 3.800 personas asistieron a las 17 sesiones de consulta, que se celebró el año pasado en toda la arquidiócesis. Por lo que nos han dicho, este ha sido el mejor nivel de participación que haya tenido otra diócesis en un proceso similar. Eso me dice que la iglesia está viva y bien en Nueva Orleáns.

Todos los comentarios que recibimos de esas sesiones – lo que la archidiócesis está haciendo bien en este momento, lo que podría estar haciendo mejor y lo que no está haciendo, pero que debería estar haciendo – se sintetizó, y se les dio a dos grupos principales, quienes están trabajando tanto de forma independiente, como en conjunto.

¿Puede explicar eso?
Sí. Formamos siete Ministerios de Equipos de Enfoque, compuestos por cerca de 10 personas cada uno, para evaluar la información. También dimos la información a los 12 miembros del Equipo de Liderazgo del Sínodo, que tendrá la última tarea de discernir las tres o cinco prioridades finales, junto con las metas, y objetivos mesurables, que serán promulgadas el domingo de Pentecostés.

Los siete Ministerios de Equipos de Enfoque revisaron el material a través del prisma desde su propia área de desempeño. Los siete grupos de ministerio incluyen: Educación y Formación; Evangelización; Gobernabilidad y Finanzas; Matrimonio, Familia y Juventud; Sacramentos y Culto; Justicia y Promoción Social; y las Vocaciones. El Equipo de Liderazgo del Sínodo, también se ha reunido para discernir y juntar los muchos hilos de ministerio que conducirá a un “tema unificador.”

Los grupos todavía se están reuniendo. ¿Cuáles son los próximos pasos?
Los Ministerios de Equipos de Enfoque han llegado cada uno con tres a cinco prioridades por ministerio, en sus respectivas áreas.

Ahora, estos son más de dos docenas de prioridades, con los comentarios que serán entregados al Equipo de Liderazgo del Sínodo, para que oren y los disciernan. Mi esperanza es que de todas estas discusiones, salga algo relevante y atrevido que nos revelará el reto a vivir el llamado de Dios plenamente en nuestra iglesia local. No puedo hablar de las prioridades específicas todavía, porque el Equipo de Liderazgo del Sínodo continúa su trabajo, y estoy muy entusiasmado de ver la dirección este está tomando.

¿Así que el plan se está acercando?
Sí, el Consejo de Ministros, que es un grupo de directores de los distintos departamentos y oficinas de la arquidiócesis, se reunió el pasado martes para proporcionar sus opiniones. El Equipo de Liderazgo del Sínodo, se reunió durante todo un día, el 26 de febrero, para llegar a un tema unificador que nos guiará durante los próximos tres a cinco años, y luego, empezará a ver más específicamente las muchas prioridades, a no menos de tres y no más de cinco, que abarca el ministerio de toda la arquidiócesis.

Luego, el 5 de marzo, el Equipo de Liderazgo del Sínodo y los siete Ministerios de Equipo de Enfoque – cerca de 100 personas – se reunirán para dar una actualización sobre el proceso. Será una oportunidad para que los miembros del Equipo de Enfoquen para que proporcionen más opiniones. Esto también será una oportunidad para desarrollar otra lista de ideas del ministerio, que puede ser fácilmente hecha, pero no tienen que estar necesariamente escritas en el plan final. Una gran cantidad de sugerencias de las sesiones de consulta se puede implementar fácilmente sin una gran cantidad de planificación.

El Equipo de Liderazgo del Sínodo, se reunirán durante dos días más todo el día – el 11 de marzo y el 23 de abril – para continuar refinando las prioridades, metas y objetivos. Y entonces, el plan será promulgado el 24 de mayo.

¿Y luego qué?
En muchos sentidos, nuestro trabajo sólo estará comenzando. No podemos permitir quedarnos con este buen plan, y colocarlo en un lugar bonito, en un estante, para que nunca sea abierto de nuevo.

Tomará el trabajo de cada una de las personas involucradas en el ministerio de la arquidiócesis a que se comprometan completamente, para que el plan pueda dar sus frutos. Ya hemos creado una oficina de implementación, dirigida por John Smestad Jr., cuya responsabilidad, será la de asegurarse de que todos los involucrados en el ministerio, se dirijan en la misma dirección.

Les pido a todos a seguir orando por los que están involucrados en el discernimiento de la visión y las prioridades de Dios para nuestra iglesia local. Que el Espíritu Santo, quién abrazó a los apóstoles en Pentecostés hace 2.000 años, abrace nuestros corazones y nuestras mentes hoy.

Preguntas para el Arzobispo Aymond pueden enviarse a: This e-mail address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it. .
 

Catholic World News

Dorignacs 1
Wlae
WLAE - Cheri
Daughters of Charity